viernes, 29 de octubre de 2010

Nuevo modelo matemático ayudaría a preservar las especies

La ONU declaró al 2010 como el año de la biodiversidad mientras los cambios climáticos se vuelven una amenaza para distintos ecosistemas. El modelo de un estudiante de la Universidad Hebrea indica que algunas de las suposiciones sobre la protección de especies pueden ser incorrectas.

Un estudiante de doctorado de la Universidad Hebrea creó un modelo general para predecir cómo un número de especies se adaptarán a los cambios en sus hábitats.

En vez de basarse únicamente en estudios empíricos como la base de la conservación del hábitat, Omri Allouche, un estudiante del Departamento de Evolución, Sistemáticas y Ecología de la Universidad Hebrea, desarrolló bajo la supervisión del profesor Ronen Kadmon, un modelo matemático de predicción.

La ONU declaró al 2010 como el año de la biodiversidad mientras los cambios climáticos se vuelven una amenaza para distintos ecosistemas. El modelo de Allouche indica que algunas de las suposiciones sobre la protección de especies pueden ser incorrectas.

Por ejemplo, los conservacionistas esperan que los hábitats puedan absorber cierta cantidad de degradación antes de que las especies sean amenazadas. El modelo de Allouche indica que podría haber un punto crítico en el que la biodiversidad sufra un revés en un hábitat dado, más que un efecto gradual.

Otra creencia común entre los conservacionistas es que mejorar el hábitat aumentará la biodiversidad. Sin embargo, el modelo de Allouche indica que la creencia podría ser errónea, como indican otros estudios empíricos.

La base de la teoría es un modelo matemático que predice el número de especies esperadas en una comunidad ecológica de propiedades de las especies (nacimientos, muertes y migraciones) y el entorno (acceso a las fuentes, pérdida de hábitat, frecuencia de molestias), según la universidad.

Fuente